fbpx

Ejercicio y pérdida de peso

Es un hecho: hay que quemar más calorías de las que comemos y bebemos para perder peso.

Para bajar de peso, realmente importa que reduzcas las calorías que comes y bebes. Eso es lo más importante para bajar de peso.

El ejercicio vale la pena a largo plazo para mantener esos kilos de más lejos de nuestro cuerpo y mantener una buena salud en general. Investigaciones muestran que la actividad física regular aumentará tus posibilidades de mantener la pérdida de peso en el tiempo.

¿Cuánto ejercicio debo hacer?

Comienza con solo unos minutos de ejercicio a la vez. Cualquier ejercicio es mejor que ninguno, y eso ayuda a que tu cuerpo se acostumbre lentamente a estar activo.

Su objetivo es trabajar hasta por lo menos media hora la mayoría de los días de la semana para obtener todos los beneficios del ejercicio.

Si es más conveniente, puede hacer rutinas cortas: 10 minutos aquí, 15 minutos allá. Cada acción por sí sola puede no parecer mucho, pero todo suma.

Una vez que esté en mejor forma, podrás ejercitarte gradualmente durante períodos de tiempo más prolongados y realizar actividades más extenuantes.

Cuando estés preparado, puedes aumentar la intensidad y obtener los mismos beneficios en la mitad del tiempo. Por ejemplo, trotar durante 30 minutos proporciona beneficios para la salud similares a caminar durante 60 minutos.

¿Qué tipo de ejercicio debo hacer?

Puedes hacer cualquier cosa que haga que tu corazón y tus pulmones trabajen más, como caminar, andar en bicicleta, trotar, nadar, tomar clases de gimnasia. Cortar el pasto, salir a bailar, jugar con los niños, todo cuenta, si te acelera el corazón.

Si no haces ejercicio y eres un hombre mayor de 45 años, una mujer mayor de 55 años o tienes una condición médica, pregúntale a tu médico si debe evitar algún tipo de actividad.

Comienza con algo como caminar o nadar que sea fácil para tu cuerpo. Trabaja a un ritmo lento y cómodo para que empieces a ponerte en forma sin forzar tu cuerpo.

Al menos dos o tres veces por semana, haz entrenamiento de fuerza. Puedes usar bandas de resistencia, pesas o tu propio peso corporal.

Estira todos sus músculos al menos dos veces por semana después de hacer ejercicio. Eso lo ayuda a mantenerse flexible y evitar lesiones.

Por eso es importante que antes de iniciar un cambio de hábitos, consultes a los profesionales. En INclub estamos para ayudarte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

X
×

Powered by WhatsApp Chat

× WhatsApp